Organizando el gasto de las fiestas navideñas


Las fiestas navideñas son tan esperadas como temidas. Por un lado, se va a tener la posibilidad de contar con un tiempo libre para poder disfrutar con la familia y amistades, pero por otro está el descontrol característico para los bolsillos y las economías domésticas. Según el último estudio de Deloitte para 2015, cada hogar español tiene intención de gastarse en Navidad unos 684 euros, lo que supone casi un 10% más de lo que tenía previsto el año pasado.
¿Qué podemos hacer para que el gasto no se nos vaya de las manos? Para no caer en gastos innecesarios, es preciso elaborar algo parecido a un presupuesto. Es decir, hacer una lista con lo que vamos a necesitar y que intentaremos cumplir con todo el rigor que las “tentaciones festivas” nos permita. Para hacer esta lista tenemos que establecer unas categorías fijas: cenas con la familia y con los amigos, regalos, decoración, alimentos para tener en casa durante las fiestas,… Unas categorías que nos permitan acercarnos a lo que necesitamos (se puede incluir la lotería también).
Ahora, sobre la lista, debemos precisar qué productos necesitamos para cada categoría. En los productos típicos de estas fiestas (turrones, bombones, etc) es posible encontrar buenas ofertas, por lo que no está de más dedicarle un tiempo a comparar los precios en distintos establecimientos y establecer un criterio a la hora de adquirirlos (precio más barato, preferencia por el comercio de barrio…). La comparación de precios es algo que se puede hacer incluso desde casa, a través de internet. Hay que aprovechar las promociones y las ofertas. En este sentido es muy recomendable no dejar las comprar para última hora. No sólo porque nos ahorramos dinero…, también estrés. En cuanto a la decoración navideña, se puede prescindir del gasto si decidimos hacerlo nosotros mismos. ¿Cómo? Esta web y esta otra tienen unas propuestas muy interesantes.

Los gastos en regalos hay que personalizarlos, considerar su utilidad, si se hacen “por compromiso” o por cubrir una necesidad que tiene la persona a la que va dirigido el presente. En este aspecto no está de más fijar un “tope máximo” basado en el dinero que podemos gastar en estas fiestas. Lo mismo pasa con las cenas entre amigos y con la familia. Hoy día encontramos mucha información y propuestas interesantes a través de la red. Por ejemplo, esta web y esta otra, donde encontrarás muy buenos consejos para que la cenas en estas fiestas sean tan exitosas y originales como económicas.

Aprovechad los recursos del Ayuntamiento en materia de actividades de ocio. Muchas veces se organizan eventos y festejos gratuitos muy interesantes, con bajo o nulo coste. Si no podéis permitiros un viaje, contemplad la posibilidad de informaros sobre las actividades organizadas en municipios cercanos y planead una escapada. En este sentido, los más pequeños son los más afortunados.

En resumen, se trata de aplicar “un plan especial” para que nuestros bolsillos no se vean resentidos ante la vorágine consumista que se nos echa encima por estas fechas. Y ese plan especial no es más que insistir en la planificación, organización y gastar acorde a lo que se tiene y se puede.
¡Felices fiestas desde DeLaIsla.ES!

Share This: